Indiferencia

Columna publicada en elQuetzalteco, el sábado 28 de julio de 2012
Por César Pérez Méndez
D-Frente
La palabra con la que encabezo esta columna es un intermedio entre el aprecio y el desprecio.
Dicho de otro modo, la indiferencia está relacionada con la apatía, toda aquella falta de emoción, motivación o entusiasmo por los hechos, acontecimientos e ideas.
Y yo veo mucho de esto, en todos lados, en nuestro medio, en nuestra comunidad, en nuestra ciudad, en nuestro departamento y en nuestro país. 
La indiferencia nos está debilitando, desgastando y acabando como sociedad. ¿Saben por qué? Porque también es sinónimo de pasividad.
La indiferencia es terrible, porque domina, como dijera la canción de Silvestre Dangond: La indiferencia pareciera no ser nada, pero silenciosamente mina y destruye.
Indiferencia a qué cosas o situaciones, hay muchas, pero me referiré a un par de ejemplos coyunturales. 
A la población pareciera que nos vale un cacahuate la propuesta de reforma a la Constitución Política de la República de Guatemala. Nos quedamos apenas en el dilema de si o del no. 
Ni a favor ni en contra. La reforma no huele ni apesta para la mayoría de guatemaltecos. Se escucha que quieren hacerle cambios a la Carta Magna, pero nada más. Eso es indiferencia. 
Nos tienen que decir por qué y para qué van los cambios, pero con respuestas claras de las autoridades que las impulsan. Y los que se oponen, que digan qué le ven de malo, no sólo por ser una iniciativa de otra corriente.
Exijamos que se confiesen antes de pedir el aval del Congreso.
Otro ejemplo de indiferencia, estos días, cuando unos 500 hombres y mujeres, principalmente del área rural, vinieron a las calles y zanjones de Xela para limpiarlos y desfogarlos a cambio de alimentos. Nadie vino a la fuerza más que por necesidad. 
La mayoría viendo como si nada, nadie dijo, llevémosle al menos agua o algo de comer, porque están haciendo algo que a lo mejor usted y yo jamás haríamos. Hagamos algo cada vez que esté a nuestro alcance o, al menos, pronunciémonos. El silencio también es expresión de indiferencia. 
PUNTO FINAL. El cambio no es colectivo, comienza con lo individual.

Dos cantinas públicas

Columna publicada en elQuetzalteco, el sábado 21 de julio de 2012
Por César Pérez Méndez
D-Frente
Es una vergüenza, pero hay que decirlo. Algunos puntos de la ciudad de Quetzaltenango han caído en desgracia.
Durante las noches, el Centro Histórico se transforma. Su corazón, es decir, el Parque Central, se convierte en una cantina pública. 
Lo mismo pasa con el rostro cultural de la metrópoli: el frente del Teatro Municipal se convierte en otra cantina al aire libre, donde pasa y se ve de todo.
Ya ningún quetzalteco respetable y digno camina en el Parque Central los jueves, viernes y sábado, a partir de las 19 horas, porque pasar en medio de borrachos es un peligro en todo sentido. 
Una joven me estaba contando que uno de estos días decidió ir a caminar con su novio al referido lugar y se topó con un grupo de sujetos que le faltaron el respeto verbalmente.
A otro joven, por no simpatizarles a unos desconocidos, lo agredieron y no conformes, lo despojaron de su billetera.
Las autoridades han permitido y fomentado que el Parque y el frontispicio del Teatro sean letrinas públicas. Ahora está difícil recuperarlos, pero no imposible. Simplemente hay que hacerlo con la voluntad y el carácter que les falta.
Sólo en el Templete del Parque Central, una de estas noches, el grupo de jóvenes de la asociación Sacándole Brillo a Xela contabilizó que ahí tenían abiertas 26 botellas de licor, con un número mucho mayor de consumidores.
Imaginen todo lo que estos grupos pueden contaminar y destruir en una sola noche. 
Ahí el riesgo es mayor, porque se presume que en estos puntos hay libre distribución de droga al menudeo.  
Preocupados por esta desagradable situación, los voluntarios de Sacándole Brillo a Xela llevaron esta semana cartas al alcalde Jorge Barrientos, a la gobernadora Dora Alcahé y al jefe de la Comisaría 41 de la PNC, Antonio Muñoz. La idea es que hagan cumplir el Acuerdo Gubernativo  No. 221-2004, que prohíbe el consumo de bebidas alcohólicas en la vía pública.
Hagamos algo juntos, exijamos que detengan el daño a la imagen de la Cuna de la Cultura.  
PUNTO FINAL. El comisario Muñoz se comprometió a realizar operativos y a decomisar toda bebida alcohólica que se esté ingiriendo en ambos lugares. 

Muestras de transparencia en la ECC

Columna publicada en elQuetzalteco, el sábado 14 de julio de 2012
Por César Pérez Méndez
D-Frente
En mi columna anterior hablé de este asunto y me quedé con ganas de escribir más, porque la transparencia tiene que ver con todos.
Un país, ciudad o pueblo transparente se refleja en su orden, limpieza y modernidad. El problema no es la escasez de recursos, sino que el mal manejo, porque lo mucho o poco son relativos.
Jamás un presupuesto es suficiente. En la balanza, las necesidades siempre van a pesar más que la disponibilidad de moneda. Entonces, la clave está en la adecuada administración y en saber cuáles son las prioridades.
La transparencia aplica a todo nivel y si la entendemos como la apertura en la divulgación de información, actualmente lo practica  la Escuela de Ciencias de la Comunicación, ECC, de la Universidad de San Carlos de Guatemala. Ayer encontré en el Facebook su ejecución detallada del presupuesto de junio: Q888 mil 315 con 77 centavos.
Esta muestra o destello de transparencia, que lleva seis meses, me da mucho gusto por tres razones: primero, porque viene del brazo académico de la universidad pública que forma a comunicadores.
Segundo, algo personal, porque viene de la ECC donde me gradué; y tercero, porque deriva de la gestión del actual director, Julio Sebastián Moreno, quien en su momento fue mi catedrático.
 Al toparme con esta información, inmediatamente me comuniqué vía telefónica con el licenciado Sebastián Moreno, para preguntarle sobre su política de socializar los movimientos financieros de la ECC; me comentó dos ideas, primero, que es su obligación hacer pública la ejecución del presupuesto, porque es dinero del pueblo. Segundo, que de todas formas, esa información no es secreta y que puede ser consultada por medio de la Oficina de Información Pública de la tricentenaria.
Por ello, cuando los funcionarios públicos son renuentes a difundir informes es porque algo esconden o les da vergüenza la forma en que malgastan lo que no les ha costado; es decir, los recursos sumados con los impuestos de todos.
 Así que felicitaciones a la nueva dirección de la ECC, porque se enseña más con el ejemplo que con la teoría.
PUNTO FINAL. Hoy apoyemos la Teletón, la meta en Quetzaltenango es de medio millón de quetzales.

La ECC ejecutó Q888 mil 315 con 77 centavos en junio 2012.

La cumpleañera de hoy: Sofía Vergara

Felicidades a la cumpleañera de hoy: Sofía Vergara, nació un 10 de julio, pero de 1972. Esta guapa actriz y modelo colombiana se ha ganado la mira del mundo entero.
Actualmente protagoniza la serie Modern Family, que se transmite por la cadena televisiva gringa ABC, este protagónico le ha traído muchos éxitos como dos nominaciones a los Emmy, dos nominaciones a los Golden Globe, cinco a los Screen Actors Guild una a los Premios Satellite.
Sin mayores comentarios, aquí se las presento a sus 40 añitos. Su nombre completo es Sofía Margarita Vergara González.

Nació en Barranquilla, Colombia, es considerada como una de las mujeres más sensuales del mundo.

La transparencia es una cualidad

Columna publicada en elQuetzalteco, el sábado 7 de julio de 2012
Por César Pérez Méndez
D-Frente
Encontré a mi parecer, la mejor definición de TRANSPARENCIA: cualidad de un gobierno, empresa, organización o persona de ser abierta en la divulgación de información, normas, planes, procesos y acciones. Así lo define la Guía de lenguaje claro sobre la lucha contra la corrupción.
Hay que subrayar este tema, porque definitivamente lo contrario a la transparencia nos afecta a todos. Esta semana, la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional, USAID, y Acción por la Paz, promovieron la discusión en la ciudad de Quetzaltenango. 
Para ir en orden, partamos de que la transparencia es una “cualidad”, entonces, estamos hablando de que son todas aquellas características propias e innatas de las personas a ser abiertas en sus actuaciones. 
En palabras coloquiales, diría que la transparencia es cuando decimos: “quien nada debe, nada teme”.
Los ciudadanos debemos entender la transparencia desde dos puntos. Como Activa, la que es una obligación de la administración a publicar la información en Internet, donde la abundancia de datos no estorba. Y luego, Pasiva, como el derecho de la ciudadanía a recibir información pública que solicite; aquí es donde tiene paso la Ley de Acceso a la Información Pública; requiere una solicitud, un tratamiento de la información y una entrega. 
Lo más importante es saber de la importancia y beneficios de la transparencia, las que expuso Rashid Alquijay, consultor de USAID, pueden dividirse en tres bloques: a) Para evaluar la administración pública, b) Para prevenir la corrupción, y c) Para fomentar la confianza y la institucionalidad de las organizaciones; además, aquí es donde se fomenta la participación ciudadana. 
Vale resaltar que así los ciudadanos pueden “premiar” o “castigar” la actuación de los gobernantes. Con transparencia la reelección sería un mérito.  
Finalmente le tengo una pregunta ¿Usted confía en sus actuales autoridades? Su respuesta en gran medida refleja si son o no transparentes.
Cuando hay transparencia, hay confianza, por lo tanto la población piensa que sus autoridades escuchan.  
PUNTO FINAL. La transparencia hace gobiernos fuertes y confiables.

Gana Enrique Peña Nieto

Al conocerse los datos preliminares, 38% a su favor, contra 31% del más cercano, que le otorgaban la ventaja electoral, Enrique Peña Nieto habló 15 minutos en la sede del PRI; dijo que encabezará un gobierno democrático y abierto a la crítica, un gobierno en el que gobernará para todos.
“Ganó México” se lee en el mensaje al fondo y en podio donde el nuevo mandatario se dirigió a la ciudadanía del vecino país.
Enrique Peña Nieto: “gobernaré para todos”.